Conoce a los macrófagos, las células que se comen la tinta de los tatuajes

Autor: | Posteado en Belleza Sin comentarios

tatuajes de una linea tendencia
Microgen/Shutterstock

Aunque todos entendemos que los tatuajes nunca desaparecen, hay quienes tienen la esperanza de borrarlos con láser u otros métodos peligrosos, sin tener un efecto efectivo. Pero la solucion definitiva para su eliminación puede estar el los macrófagos, unas células que devoran la tinta de la piel, así lo aclaró una exploración publicada en la revista Journal of Experimental Medicine.

que tener en cuenta para hacerse un tatuaje en asia
Dirk Ott/iStock/Thinkstock

Los macrófagos cutáneos son células del sistema inmunitario y su función primordial es reconocer y comer los residuos celulares, microbios y otros cuerpos extraños en nuestra piel. Aunque nos parezca lógico que estas células eliminen la tinta del tatuaje, pues básicamente es un ente raro al organismo, la exploración demostró que esto no es factible por una sencilla razón.

El repaso francés sugirió que los tatuajes duran toda la vida porque su pigmento es devorado por un macrófago tras otro: cuando uno muere, simplemente libera las partículas de tinta que había estado almacenando. Luego muestra otro macrófago, elimina los restos celulares y envuelve las partículas. La inmunóloga Sandrine Henri, una de las científicas a cargo de la exploración aclaró esto mas a detalle:

«El hecho de que los macrófagos apenas se muevan dentro de la piel expone por qué el tatuaje es suficiente estable. Además, las partículas de pigmento del tatuaje son suficiente enormes y debido a su tamaño, no se drenan en los ganglios linfáticos. Entonces, tan pronto como son liberados por los macrófagos moribundos, quedan atrapados hasta que otro macrófago los ingiere», confirmó la médica.

tatuaje
Todor Rusinov/Shutterstock

En la exploración además se aclaró que la eliminación del tatuaje con láser puede procesar preferible si se efectua en mezcla con inhibición temporal de la función de los macrófagos en la piel.

«Los fragmentos de partículas de pigmentos generados por los pulsos láser no serían recapturados rápidamente por los macrófagos, incrementando la probabilidad de que se drenen a través de los vasos linfáticos y así eliminarlos», aclaró la inmunóloga.

Aunque esto todavía no es una realidad, pues se exigen cientos de pruebas rigurosas previas, la exploración indicó que la función bloqueadora de los macrófagos inhibe la cicatrización de las heridas y además puede perjudicar la regeneración del músculo esquelético, por lo que esto puede resultar contraproducente.

También podría interesarte: 7 diminutos tatuajes con enigmáticos significados

VIX


El material de este articulo pertenece a la fuente original de arriba.

También puedes revisar estas noticias relacionadas.

Agrega tu comentario